jueves, 28 de abril de 2011

Cenizas de Otro Fuego con Agustina Claramut: "Creo que el 30/12 no se vivió. Se vive todo el tiempo"


Los juicios por la tragedia de Cromagnon desvela 2 bloques que todos deben ser escuchados y respetados. 
Están los familiares, que con la espalda llena de dolor buscan justicia. Dentro de este grupo, existen los que aparecen en TV y los que no.
 Y después, en otra columna, existen los sobrevivientes, donde muchos de ellos luchan para que la banda que fueron a ver el día 30/04 no sea condenada.
Esta lucha hace que con los familiares choquen.
 Agustina Claramut es una sobreviviente de aquel día, una luchadora que esta segura y convencida que la banda que fue a ver no tiene culpa.
Los invito a leer esta entrevista que cuando la leí se me llenaron los ojos de lagrimas.
No se la pierdan





*¿Cómo viviste vos el 30/12/04?
- No te puedo contestar con exactitud porque fue una locura. Pasamos de estar festejando algo, completamente felices, junto a nuestros amigos, y de repente todo fue un gran caos. Gritos, llantos, oscuridad. Nada. Ni aire había.
Yo había ido con mi hermano, y cuando se desató el incendio me llevó hasta la puerta, que estaba cerrada y ahí  lo perdí. Me quedé parada en el medio de la nada, esperando que volviera. Cuando me di cuenta que nadie me iba a buscar porque era un bardo todo, me tiré a buscar la puerta para ver algo y poder ubicarme. Llegué a la puerta y me terminó sacando Juancho Carbone. Al principio no entendía nada, un amigo me encontró en la calle y cuenta que parecía una nena en el medio de la guerra. A mi hermano lo encontré como una hora después, lo habían sacado los bomberos. Hoy por hoy me acuerdo de la mayoría de las cosas, pero muchos detalles se fueron borrando, y además sería larguísimo contar todo lo que paso ahí adentro. Fueron minutos que se podrían traducir en años.
La cara de mis viejos cuando nos vieron a los dos todos negros y asustados, no me lo olvido más. Es de esas cosas que te llevas para siempre. Me acuerdo del desamparo que sentí. Apenas salí lo único que pensaba era que había entrado con mi hermano y que salí sola. Esa sensación todavía me persigue… es terrible. Cuando me enteré que había chicos fallecidos no lo podía creer. No podía ser posible. Pero era así y hubo que aceptarlo. Hubo que empezar a lucharla desde ese lado, como “sobrevivientes” de una tragedia.
Sin embargo creo que  el 30/12 no se “vivió”. Se vive todo el tiempo. Es como si nunca hubiésemos salido de ahí adentro. Se va repitiendo en sueños, en sensaciones, en angustias.
Yo tengo la suerte de poder hablar del tema, de sacarlo para afuera, además de convivir con otro sobreviviente, que es lo mejor que me pudo pasar para empezar a procesar todo esto. Estar con otro que sufre lo mismo que vos es un gran alivio, es un peso compartido. Nadie nunca te va a entender mejor que otro sobreviviente, es por eso también que me hice amiga de muchísimos chicos sobrevivientes, es una forma de sobrellevarlo. Somos “lo que quedó”. Somos la parte buena de Cromañon.


*¿Sufriste consecuencias psicológicas o físicas?
Consecuencias físicas graves, no. Sí tuve mucho monóxido de carbono en la sangre, así que me tuve que cuidar bastante durante un tiempito, y un moretón en la pierna que lo tuve durante muchísimo tiempo. Supongo que me lo habré  hecho cuando me arrastré por encima de la barra del fondo para poder salir corriendo para el lado de la puerta.
Consecuencias psicológicas, si. Durante varios años soñé mucho con la tragedia, o me despertaba en el medio de la noche y prendía las luces de mi casa. También tuve muchos ataques de pánico, aunque por suerte nunca me medicaron, y ataques de nervios y llantos muy graves. Todo lo que pasó durante el 2005 es muy nebuloso, me acuerdo de la mitad de las cosas, por ejemplo mi mamá cuenta que de noche no dormía, lloraba mucho y que ella se acostaba conmigo hasta que lograba calmarme… yo de eso no me acuerdo.
Todavía me cuesta estar en lugares muy llenos y le tengo fobia al calor, que parece un chiste, pero cuando siento calor me desespero. Siento que me sofoco. Ir a los boliches es algo que me cuesta, sobre todo si no los conozco. Frecuento sólo lugares donde me siento cómoda, porque se que exponerme a un lugar desconocido, puede desembocar en un ataque de pánico. Es todo muy mental.
 Tuve insomnio también, aunque por suerte son cosas que se fueron aplacando de a poco.
Como te decía antes, todo es parte de un proceso, cuando logras aceptar lo que te pasó, ya no es una pesadilla, porque justamente pasa a ser parte de tu historia. Cromañón es parte de quién soy. Soy muchas cosas y además, sobreviviente de Cromañón. Ahí es cuando las pesadillas desaparecen… justamente cuando entendés que no fue un mal sueño, sino parte de una realidad, dolorosa, pero realidad al fin.
Agustina dando una nota el día de la sentencia.

*¿Cómo se comportaron los medios de comunicación a lo largo de este tiempo con ustedes?
Los medios al principio nos ignoraron.¿De qué servía la palabra de un sobreviviente, si todo lo que había pasado ya lo estaban contando ellos mismos? Incluso inventaban cosas como la guardería en los baños, que nunca existió. Fue una gran mentira. Algunos medios (los menos) hicieron alguna que otra nota a alguno de los chicos. Garpaba más mediáticamente ver a un padre desgarrado, que a un tipo que sobrevivió y te puede contar lo que vio ese día. O sea, está perfecto que plasmen  la realidad de los padres, pero la nuestra fue totalmente borrada. Obviamente estoy hablando de la generalidad. Hubo algunos que sí se ocuparon de nosotros pero muy esporádicamente. Si pasaba algo, o había alguna novedad, el micrófono era sólo para los padres. Nosotros éramos los pendejos que no entendíamos nada.
El tiempo fue pasando, crecimos y nos cansamos de que ensucien la causa y mientan sobre lo que realmente había pasado. Dijimos basta. Entonces cuando se estaba por dar la sentencia de primera instancia, estudiamos la causa, sacamos un comunicado escrito contando toda nuestra verdad, y salimos a hablar en los medios.
 Particularmente mi primer encontronazo con la prensa fue con Carlos Galván de Clarín, con quien estuve hablando por una nota que había sacado muy mercenaria. Me terminó llamando a mi celular y discutimos desde una posición de respeto. Fue muy productiva la charla para los dos y con Carlos quedó una buena relación, volvimos  a hablar unos días después de la sentencia. Los demás chicos (los que pertenecimos a los banderazos del 2009) ya habían hecho notas, sobre todo Mailin Blanco que también apoya a la banda y  que es hermana de un chico fallecido, Lautaro.
Cuando dieron la sentencia destapamos la olla de Cromañón, contamos nuestra verdad, que, le guste a quien le guste, es la verdad de la gente que lo vivió. Que vio como todos los  integrantes de Callejeros sacaban gente. Tuvimos notas muy copadas, como la que escribió Nicolás Igarzábal, para el SI! De Clarín, o la que dimos en Canal 26, que fue con muchísimo respeto. Pero hubo otras en las que se generó un ambiente de mierda, como el día que fuimos a C5N con Feimann, que me gritó en cámara y encima permitió que en vivo una madre me dijera “vos estás viva porque otros quedaron adentro”, fue feo, sin embargo quedó demostrado que nosotros podíamos debatir una posición sin necesidad de recurrir a golpes bajos o agresiones.
Después de todo eso, tuve otra agarrada vía mail con Eduardo Fabregat, en el cual su único argumento para que los metieran presos era que la música de Callejeros era mala, y que Pato era desafinado. Cero argumentos. Después me di cuenta que con esa gente es imposible razonar, y lo dejé que se regocijara en su ignorancia, total, no me sirve de nada que gente con la cabeza tan cerrada esté de acuerdo conmigo, porque eso habla muy mal de lo que estoy defendiendo. 

*¿Tuviste alguna ayuda del Estado?
No, ninguna. Como, dentro de todo, habíamos salido bastante bien, mis viejos decidieron no mandarnos a terapia de grupo, porque podía agravar la situación psicológica, que era lo que estaba brindando el estado en ese momento. Fuimos a la Asociación Piscológica Argentina, que también tuvo convenio con el Estado, y nos dijeron que duraba un año la asistencia gratuita. A los tres meses nos lo cortaron, y como no podíamos pagarla, dejé. Respecto a los subsidios, cuando los solicitamos nos dijeron que teníamos que tener secuelas físicas. Era mentira. Así que nunca recibí ningún tipo de ayuda. Las políticas gubernamentales con las víctimas de Cromañón fueron deplorables. No sólo la ciudad no estaba en condiciones de aguantar una tragedia de esta magnitud, sino que tampoco supo afrontarla desde el lado humano. A comparación de la cantidad de sobrevivientes que hay, son muy pocos los que perciben el subsidio, y el año pasado hubo un amague muy grande de cortarlos a todos. Por suerte se armó una ONG de sobrevivientes que ayudó a recuperar el subsidio de los chicos.
Pero hay que destacar que como dice Callejeros “a la gente sólo la ayuda la gente”, cuando enterramos a muchos de los fallecidos, ONGs y grupos civiles vinieron a traer agua a los cementerios para los familiares. Fue muy fuerte ver como frente a la desprotección estatal, el pueblo salió a la calle a dar una mano.

*¿Qué tipo de relación mantuviste con los familiares?
Prácticamente nula. Antes de que metieran a Callejeros como imputados y se dividieran las aguas entre sobrevivientes y padres, yo marchaba con ellos siempre. Después empecé a ver actitudes que no me gustaron para nada, a eso hay que sumarle que no estábamos de acuerdo con lo que pensaban y eso fue la gota que rebalsó el vaso para no estar más unidos, ni siquiera en las marchas de los 30 de Diciembre… voy al santuario pero no marcho.
Ellos decidieron que las cosas fueran así y desde ese momento, somos dos “columnas” separadas, sobrevivientes y padres. Sin embargo siempre preferimos no hablar de los padres de Cromañón, por respeto a los pibes.

*Vos estuviste en la organización del banderazo durante la sentencia el 19 de agosto de 2009, ¿Cómo fueron los hechos de los incidentes?
Si, estuve dentro de la organización, junto con muchísimos más. Los incidentes en realidad fueron un invento de la prensa, nosotros no estuvimos metidos en eso.
Fuimos a la plaza de tribunales, pusimos las banderas, y antes que nada, nos pusimos de acuerdo con la policía para no tener ningún tipo de problemas y además que no nos sacaran antes de tiempo.
Estuvimos tranquilos toda la mañana. Cuando dieron la sentencia no pudimos frenar a los chicos para que no cantaran y saltaran. Hoy a la distancia te digo que eso fue un error organizativo nuestro, pero en ese momento estábamos todos llorando y abrazándonos. O sea, pusimos una infraestructura resistente en muchos aspectos, desde contener a los medios, hasta que haya alguien que desde adentro de tribunales  nos avisara cómo estaban las cosas. Se nos escapó ese tema nada más. Apenas dictaron el fallo, se nos escabulló uno de los pibes con remera de Callejeros, calculo que no se habrá dado cuenta que iba justo para donde estaban todos, y lo golpearon mucho. Por suerte mi papá y mi hermano, con algunos más, lograron sacarlo de ahí y traerlo de vuelta a la plaza. Como estaba previsto, hubo varios llamados pidiendo que nos vayamos porque seguramente se venía el quilombo, y tranquilamente les pedimos a todos que se fueran.
Después de eso no pasó nada más. Los verdaderos incidentes fueron sobre la calle Uruguay, del otro lado de tribunales, donde los padres se agarraron mal con la policía. No te puedo contar más, porque con nosotros no pasó nada. Los sobrevivientes somos, ante todo, pacíficos. Reclamamos algo justo, por eso no nos hace falta utilizar la violencia. El problema fue sólo de los padres y la policía.

*¿Por qué crees que se culpa a Callejeros?
Un poco porque son los boludos de la cadena de responsabilidades. Y esto es la ley de la selva, gana el más fuerte. Otro poco porque creo que todos, la sociedad en conjunto, necesitaban una cara visible, y por la cantidad de muertos, Chabán no fue suficiente. He debatido mucho con gente que los culpa, y la mayoría me demostró no tener argumentos válidos. Otros miran la situación desde un punto de vista diferente al nuestro, es decir, que si íbamos a ver a esa banda, el cantante de esa banda se tiene que hacer responsable, nosotros creemos que el Estado se tenía que encargar de nuestra seguridad, no Callejeros, principalmente porque no estaban capacitados para hacerlo. Es algo curioso que los pocos sobrevivientes que salimos a hablar estamos a favor de Callejeros. O sea, cuántos testigos realmente están en contra de Callejeros? De hecho ni siquiera los padres los culparon en los primeros tiempos.  No entendemos bien por qué pasaron a ser culpables para los padres, si al principio ni siquiera se mencionaba el hecho de que tuvieran responsabilidad.
Otro factor fundamental fueron los medios. Contaron “verdades” que nunca existieron, y eso ayuda a que la sociedad se compre cualquier buzón. Los vapulearon mucho. Pero en algún punto estoy convencida que todo esto de culparlos públicamente, sin tener ni siquiera una primera sentencia, fue parte del mecanismo para correr de la escena a los verdaderos culpables. Nos olvidamos de los culpables políticos, y de todos los que no estuvieron sentados en el banquillo de los acusados, mientras festejaban la imputación de Callejeros. Fue una vergüenza.
Si uno de ellos se hubiera muerto, estaríamos hablando de otra cosa. Serían héroes. Pero no cuenta que hayan perdido a su familia, cuenta que salieron vivos, y eso basta para que se conviertan en culpables.
La sociedad necesitaba chivos expiatorios. Los padres, venganza.  Todo eso resume la supuesta culpabilidad de Callejeros. Obviamente que hay muchas cosas que son discutibles, y  ellos tuvieron una responsabilidad en lo que pasó porque éramos su público, su gente. Pero pensar que quisieron matar a su familia, a sus amigos y encima suicidarse, es sencillamente una locura.

*¿La pasión que sentís por Callejeros es distinta a la que sentías antes de Cromagnon? (¿Por qué?)
La pasión por Callejeros y la tragedia son dos cosas distintas pero a la vez inherentes. Cuando empecé a ir a verlos me enamoré de ellos, de la música, de las letras, de lo que transmitían arriba de un escenario, de la gente que los iba a ver. Me enamoré de eso que me hacían sentir. Después del 30 de Diciembre, escucharlos despertaba algo diferente pero muy fuerte. A ese amor que les tenía se sumaba el dolor de lo que pasó, la bronca, los miedos. Un recital antes de Cromañón era motivo de alegría, era fiesta. Después de la tragedia, al principio era un velatorio. Lloraba todo lo que no había podido llorar afuera, porque mi vida seguía y el llanto en  algún momento tenía que parar. Por eso los recitales se convirtieron en lugares donde sacábamos el dolor, que después volvíamos a guardar, hasta el próximo recital. Era una forma de cicatrizar.
El tiempo fue pasando y el llanto empezó a desaparecer, mientras conocía gente que tiraba buena onda, y que compartía eso conmigo. Nunca volvieron a ser lo de antes, ni jamás lo volverán a ser. Quién no vivió Callejeros antes de Cromañón se perdió algo sencillamente hermoso. Pero ahora estamos en otra etapa.
Ir a verlos, o escucharlos,  me da muchísima fuerza. Me da alegría, me carga mucho las pilas. Creo que en parte se debe a que post-cromañón, se generaron recuerdos nuevos. Ir a verlos al interior, siempre con la misma gente, vivir muchas experiencias lindas, hace que cuando yo me tenga que acordar de Callejeros, más allá de su música, me acuerde de cosas lindas.
El dolor de lo que pasó no se termina, pero ahora corre por un carril diferente.
La pasión no es la misma. Se incrementa. Porque antes no había algo en común entre todos. Hoy luchamos todos juntos por lo mismo, hablamos el mismo idioma, remitimos a las mismas cosas.
Ahora cuando se grita “No Olvidar Siempre Resistir” y levantamos las manos al cielo, todos hablamos de lo mismo.

*¿Crees que tiene responsabilidad el que arrojo la bengala?
Responsabilidad tenemos todos, porque el que dice que nunca festejó una bengala o incluso la prendió, está mintiendo. El chico que prendió la candela fue mucho más negligente que todo el resto. Tirar chispas a un cielo razzo es simplemente algo impensado. Pero pasó, y hubo una causa donde se lo intentó encontrar, pero la cerraron porque no llegó a nada. Creo que si nos ponemos a analizar la culpabilidad o no del chico de la candela, seguramente correremos de la escena a los verdaderos culpables, que en principio son aquellos que no brindaron las condiciones mínimas de seguridad que tiene que tener un lugar de estas características.
Seguramente si hubiera aparecido hoy sería imputado. Pero como no está, conjeturar sobre culpables invisibles que sólo servirá para incrementar los chivos expiatorios, es completamente inútil. No nos corramos nunca del eje, de que acá el que nos tenía que proteger era el Estado.

*En tu punto de vista, ¿Quiénes deberían ir a la cárcel?
No soy ni Dios ni Juez. Creo que hay una cadena de responsabilidades, entre los que cuento a Chabán, Villarreal, Diaz (el ex comisario), los funcionarios imputados actualmente, inspectores, bomberos que firmaron la habilitación. Respecto a Ibarra creo que tendría que ser inhabilitado para deberes de funcionario público, pero no creo que le quepa una condena penal. Hay más funcionarios que tendrían que estar. Al dueño del lugar también pero en realidad ese juicio se va a hacer, aunque todavía no empezó.

*¿Crees que existe impunidad?
Creo que algunos de los imputados están bien puestos. Creo que otros no, como Callejeros. La impunidad es una palabra muy grande para utilizarla en este caso. No hay impunidad para algunos, que les cabe la condena penal y lo más probable es que se la den. Hay impunidad para otros que nunca llegaron ni siquiera a estar dentro de la causa. Pero sin embargo, a seis años de la tragedia, tenemos dos sentencias, muchos culpables penados, y un juicio larguísimo, en proceso, casi te diría terminando. En este país eso es de festejar.
Por otro lado la justicia a medias no es justicia. Pero impunidad no. Sabemos exactamente lo que pasó, aunque no tengamos los medios para que todos los culpables estén donde tienen que estar. 

19 comentarios :

  1. Florencia CJS29/4/11 1:46 p. m.

    muy buena nota

    ResponderEliminar
  2. Yo discutí bastante en su momento el tema este. Tenía una banda y tocábamos en pubs acá en Tucumán por esos años. Por un lado, siempre pensé que la responsabilidad era compartida: autoridades, Chabán, músicos y público. Por otro, creo que muchos se montaron en esta tragedia para sacar rédito político (el macrismo y Michetti) y otros, los reaccionarios de siempre, para tirarle con todo a la movida rockera.

    Muy interesante la entrevista. Rescato esta frase: "La sociedad necesitaba chivos expiatorios. Los padres, venganza".

    Saludos, Pedro.

    ResponderEliminar
  3. Excelente che, muy fuerte

    ResponderEliminar
  4. muy buena nota , es verdad los Padres buscan Venganza~

    Me gusta esta parte : Cuando empecé a ir a verlos me enamoré de ellos, de la música, de las letras, de lo que transmitían arriba de un escenario, de la gente que los iba a ver. Me enamoré de eso que me hacían sentir , NOS PASO A TODOS LOS QUE ESCUCHAMOS CALLEJEROS, MUY BUENA NOTA

    CALLEJEROS INOCENTES,

    ResponderEliminar
  5. Yo escucho un grupo que se llama Salta La Banca. El cantante se llama Santiago Aysine, y es sobreviviente de Cromañon. Una de las canciones que mas me motiva se llama "Que Nunca Se Repita", y habla justamente de la tragedia de Cromañon, en primera persona. Cuando lo escuchas cantar con tanta euforia, tanto dolor, te das cuenta de lo que en realidad pasó. Solo hace falta tener un poco más de diálogo con los sobrevivientes que son los únicos testigos de la tragedia. Excelente nota. Excelentes palabras y Excelente la postura de que Callejeros es Inocente :)

    Lauritta Cutrupi :)

    ResponderEliminar
  6. Me encanto la nota, estoy totalmente de acuerdo con todo lo dicho. sigan asi que de alguna manera van a lograr lo que quieren todos los chicos.

    ResponderEliminar
  7. "Quién no vivió Callejeros antes de Cromañón se perdió algo sencillamente hermoso"... Palabras tan simples, pero tan llenas de amor, sin rencores, sin venganza...
    Una nota totalmente bella por el sentimiento de cada frase, por la verdad tan bien ubicada, por la altura de la explicación de los hechos sin necesidad de entrar en el morbo y en la estupidez que sí generan los medios.
    Creo que no hay palabras más sabias de los que lo vivieron y de los que la pueden contar a pesar del dolor y de la falta...Si todos tuvieramos un poco más de respeto por el otro la sentencia sería sencillamente justa.
    CALLEJEROS ES INOCENTE...

    ResponderEliminar
  8. vamos che ..... muy profunda tu nota .. sobre todo esta parte "Hoy luchamos todos juntos por lo mismo, hablamos el mismo idioma, remitimos a las mismas cosas.Ahora cuando se grita “No Olvidar Siempre Resistir” y levantamos las manos al cielo, todos hablamos de lo mismo" ,.... Y ES VERDAD , EL QUE NO VIVIO CALLEJEROS ANTES DE CROMAÑON SE PERDIO MUCHISIMO .... FUERZA ... GRACIAS IVAN LUCA

    ResponderEliminar
  9. SIN PALABRAS ,QUIEN MAS PUEDE DECIR LO Q PASO Q UN SOBREVIVIENTE,YO NO PUDE ESTAR,PERO PERDI A UN AMIGO, Y ES COMO SI HUBIERA ESTADO AHI.!!!!
    CREO Q ES MEJOR MORIR D PIE Q VIVIR DE RODILLAS!!
    CON CJS SIEMPRE!!!!!SUERTE MUCHACHA!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mejor sería morir salvandole la vida a alguien, amigo

      Eliminar
  10. yo no sobreviví a nada... sigo metido ahí dentro.

    ResponderEliminar
  11. Gracias a todos por las palabras.
    Lauritta: Santi es íntimo amigo mío. Y si, realmente si lo escuchar hablar a él, me escuchas a mi y a todos los sobrevivientes...

    Y al anónimo: Hay muchísima luz fuera de Cromañón. Asumí lo que nos pasó... acercate a nosotros que sufrimos lo mismo que vos. Una vez que se transforme en realidad, eso que vivimos, deja de ser una pesadilla... Hay vida después de Cromañon...

    ResponderEliminar
  12. hola soy maxi, soy argentino pero les escribo desde Colombia, leí la nota. muy real. excelente, estem... le quería decir al que publico "yo no sobreviví a nada... sigo metido ahí dentro." que la vida sigue, yo estuve ahí y de verdad es difícil, se necesita de mucha contención emocional, hoy por hoy tengo a mi hija que es la luz de mis días y a mi mujer que sin ella yo creo que hoy no te estaría escribiendo... todos vivimos lo que vivís y sentimos lo que vos sentís, no te dejes vencer, entrégate a Dios y encontrate a vos mismo, que lo que paso no sea tu muerte, que sea tu renacimiento. Desde Cali te mando un abrazo enorme, y fuerzas que la vida sigue, apesar de todo hay que levantarse y seguir, de eso se trata la vida.

    ResponderEliminar
  13. Es mentira que mi argumento haya sido que "la música de Callejeros era mala". Resulta evidente que esta chica no leyó lo que escribí desde enero de 2005 hasta la actualidad, y tiene una visión tan fragmentaria como la que supone en mí. De onda, Agustina, leé TODO lo que escribí y vas a encontrar muchísimos argumentos mucho más sólidos que ese. Ahora, si preferís no enterarte... como quieras, pero no me acuses falsamente.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  14. "Sin las nubes del fanatismo y teniendo bastante más música estudiada y
    escuchada, te darías cuenta de la pobreza musical del grupo. Y si nombro al
    Chizzo es porque era precisamente un modelo para tu banda, que lamentablemente
    no daba el piné. Ni hablar de su patética imitación de los Redondos. Sí, en los
    shows de los Redondos también había bengalas. Sí, el Indio dijo incluso que le
    gustan" Ahi, por ejemplo. Ese es un extracto de un mail tuyo. También en la nota lo tratas de Pato de gordito desafinado. En fin. No merece más análisis.
    También hablás de cosas que en la causa están probadas contrariamente a lo que afirmás (por otro lado, tema pirotecnia, te enteraste que tanto como cuando fueron absueltos como condenados, en NINGUNO de los fallos habla del tema pirotecnia? de Hecho dicen que el incentivo o el no incentivo de ésta, NO FUE la causante del estrago?)

    Igual Eduardo, no nos interesa, ni a mi ni a niguno de los sobrevivientes ponernos de acuerdo con vos... Como dice en la nota, porque hablaría muy mal de lo que defendemos...

    "Somos chabacanos despiadados
    mequetrefes dsahuciados
    máxima expresion vulgar
    Pero representa un buen augurio
    bien de mi habla el exabrupto
    que me arroja tu moral"

    (Seguramente no sabes lo que es no??)

    ResponderEliminar
  15. CALLEJEROS banda por la que empeze a escuchar rock. cuando paso cromañon yo tenia 12 años. un tiempo antes yo habia escuchado una nueva noche fria el cuarto tema del disco presion. a los pocos años una tia mia me regala rocanroles sin destino. loco no saben lo que esta banda genero en mi vida. despues con pedro empezamos a juntarnos a escuchar como en un ritual a calleja. hoy con 18 años miro ese pasado y lo recuerdo con los temas de callejeros.

    es tan perfecto que asusta

    NOS ACUSAN COMO A CERDOS POR NO ESTAR DE ACUERDO CON CONSERVAS Y MILITARES POR NO QUERER ALTARES DE ORO Y SANGRE

    NO OLVIDAR SIEMPRE RESISTIR

    ResponderEliminar
  16. Yo tenía apenas 6 o 7 años cuando pasó lo de cromañón y como inocente que era me comía todo lo que decían los medios, aunque todavía no culpaban tanto a la banda como a Chabán y a Macri. Después empezaron a culparlos y yo, que se yo, no le daba mucha importancia. Después conocí a mi mejor amigo, quien me hizo empezar a escuchar rock, y se lo agradezco porque es lo mejor que tengo hoy en día, la música. Empecé a esuchar Callejeros, Los Redondos, La vela, La renga, La beriso, Salta la Banca, Cielo Razzo ... empecé a pensar, a reflexionar, a darme cuenta de todo lo que me había comido hasta ese momento, de todo lo que me habían vendido los medios, de como manipulaban la verdad. Conocí un sobreviviente de cromañón pero poco y nada hablamos de eso.. Hoy en día estoy de acuerdo con todo lo que dijo Agustina y aunque me como el garrón de que mi viejo piensa que son asesinos me calzo la remera y salgo a demostrar que los banco, que los defiendo, que sé que son inocentes y que 'en esta tierra todo se paga' y ojalá los corruptos que hicieron que cromañón fuera lo que fue paguen por las más de 194 muertes que causaron, porque no sólo murieron personas, también murieron los sueños de muchos pibes y las ilusiones de muchos padres, murió la felicidad de algunos y la inocencia de otros, y también murieron las ganas de vivir de Pato, cosa que me duele en el alma porque para mí es un ídolo, pero ya ven, eso es lo que le pasa a la gente que dice la verdad en medio de tanta mentira.

    ResponderEliminar
  17. Yo se q los familiares de los 194 q murieron estan mal y le deven estar odiando a cjs pero ellos sn inosentes ellos no tienen la culpa de o q paso, y el q iso eso deve de tener un enorme cargo de consiensia y no da la cra pero ay un dicho,, la verdad sale tarde o temprano0.y si no0 sale el q tiene la cupa va a pagar tarde o temprano0..cjs INOSENTES.

    ResponderEliminar